Español | English
Español | English
Desquiciados SC
Icono Menú
Filigrana arriba

Selene y los Von Faust

Filigrana abajo

Selene y los Von Faust, es una serie de relatos cortos ilustrados que tienen lugar en un mundo en el que la Luna ha abandonado el cielo nocturno para invadir las tranquilas existencias de Garin, Victoria y Zoe, tres hermanos vampiros que jamás imaginaron lo que se les iba a venir encima. Además de los niños, Jenkins, el mayordomo de la familia, y Ozzy, un pequeño murciélago tarado, también sufrirán las extrañas ocurrencias de Selene.

Selene, la Luna

Selene

Selene es la encarnación de la Luna, es decir, es la forma humana que la mismísima Luna escogió para descender a la Tierra. ¿Que por qué decidió hacer eso? Solo Ella lo sabe, pero sospechamos que el pequeño Garin tiene algo de culpa, ya que Selene le sigue a todas partes y apenas se separa de él.

Mientras tanto aprende todo lo que puede de las extrañas criaturas que habitan en la Tierra, algo que en ocasiones acarreará más de una situación embarazosa. Dicharachera, inocente, impulsiva y completamente ajena al saber estar, humano o vampírico.

Garin, el amor de Selene

Garin

Garin es lo que podríamos llamar el primogénito de los Barones Von Faust, ya que fue el primero de los niños en ser acogido por la pareja.

Es un vampiro un tanto extraño ya que es sensible, tímido y un poco miedica. Quizá sea porque lo que más desea en su no-vida es ser un niño mortal. Odia ser vampiro y esto es algo que le acarrea las burlas y puyas de su hermana Victoria.

El pobre se pasa las noches tratando de huir del acoso de la dulce Selene.

La vampiresa cruel

Victoria

Victoria, al contrario que Garin, es una orgullosa vampiresa de la vieja escuela. Arisca, altiva, cruel… vamos… lo típico. Siempre está dispuesta a divertirse a costa del sufrimiento de los demás y procura amargar la vida tanto como puede a aquel con quién se cruza.

La vitalidad y las rarezas de Selene la exasperan a más no poder, la vergüenza ajena es algo que ha llegado a descubrir desde que la conoció.

La melliza de Victoria

zoe

Zoe era la melliza de Victoria en su vida mortal. Ahora también lo son, claro, pero a pesar de ello, son bastante diferentes. Zoe es una vampiresa que respeta las tradiciones pero siempre está abierta a las novedades, no sin antes haberlas analizado a fondo. Es mucho más sociable que su hermana, lo que puede llevar a engaño, ya que a la hora de la verdad es igual de fiera que ella. Aunque con Selene se lleva de maravilla, ya que sus ocurrencias tienen ese punto de locura que tanto aprecia la pequeña Zoe.

El mayordomo de la familia

Jenkins

La familia de Jenkins ha servido lealmente durante siglos a los Von Faust, y él sigue haciendo honor a la tradición a pesar de ser el último de su estirpe.

Trabajador incansable, su continuo olor a ajo le ayuda a mantener a raya a los pequeños vampiros, que tratan una y otra vez de sabotear sus quehaceres cotidianos para divertirse a su costa. Pese a su aspecto un tanto… bueno, pese a que es un horror de hombre, porque más feo no se puede ser sin matar del susto, su educación e inteligencia parecen no tener fin.

El murciélago chiflado

Ozzy

Ozzy es la mascota de los Von Faust. Debido a la traumática pérdida de su madre cuando tan solo era un bebé, este bicho está completamente desequilibrado, además de algo sordo, lo que resulta bastante preocupante para un murciélago. Eso explica su contínuo vuelo errático y los constantes accidentes que sufre al chocar contra cualquier cosa que se interponga en su camino.

Por otra parte, normalmente es una criatura cariñosa y dócil. Sin embargo, no está de más tener siempre el oído atento, y un ojo encima de él... por si acaso.

Capítulos

  • Picnic bajo la luz de la Luna
  • De como Selene conoció a Jenkins
  • Portada de Noche de sustos
  • Portada de Foto de familia
  • Portada de Cosas de enamorados
  • Portada de El abuelo Von Faust
  • Portada de Nuevos vecinos
  • Portada de Princesa
  • Portada de La playa
  • Portada de ¡Quiero ser vampiresa!
  • Portada de Deimos y Phobos
  • Portada del capitulo 12: Ajuste de cuentas
  • Portada del capitulo 13: El amigo invisible
  • Portada del capitulo 14: El pozo de los deseos

- ¿Y de noche se da de alta a los locos?

- ¿Por qué no? El individuo está curado, tan sano como usted y como yo. Por lo demás, si reincide, lo que es de regla en estos vampiros, a estas horas debe de estar ya en funciones. Pero estos no son asuntos míos. Buenas noches, señores.

El Vampiro, de Horacio Quiroga

  • Logo Facebook
  • Logo Twitter
  • Logo Pinterest
  • Logo Google Plus
  • Logo Instagram
  • Logo Instagram